Lockout: La patronal agraria mantiene el paro a pesar de que el Gobierno levantó la medida de exportación de maíz

 

El día de ayer, la Mesa de Enlace ratificó el cese de comercialización de granos, es decir, un ‘lockout’  de 72 horas que habían convocado la Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Federación Agraria Argentina (FAA) y la Sociedad Rural Argentina (SRA), luego de que el Gobierno decidiera cerrar la exportación de maíz hasta marzo próximo.

A raíz de esta medida, ayer minutos antes de la medianoche, el Gobierno dejó provisoriamente sin efecto la suspensión, con un límite de registro de 30 mil toneladas por día. A pesar de esta reapertura del registro de exportaciones de maíz, el titular de la Federación Agraria (FAA), Carlos Achetoni, afirmó que “el paro sigue”.

Pedro Peretti chacarero, productor y militante de la agrupación Grito de Alcorta analizó el ‘lockout’ y sus implicancias. «Esta medida es de tinte político partidario, la Mesa de Enlace es la pata agraria de Cambiemos y este paro está orientado a desestabilizar al gobierno de Alberto y Cristina. No tiene ningún motivo gremial». Aseguró que la restricción de exportación de granos de maíz que había propuesto el Gobierno, «en ningún momento afectó al mercado interno». Esta prohibición buscaba que las compañías transnacionales dejaran de vender por 60 días indiscriminadamente maíz que era para el consumo interno. «Los productores no fueron para nada perjudicados por la medida».

«Este paro está orientado a desestabilizar al gobierno de Alberto y Cristina. No tiene ningún motivo gremial»

Durante la pandemia, Peretti aseguró que el sector nunca se paró y vendió a precios excelentes en el mercado internacional, «no habría ningún motivo para que lancen un paro sin ninguna justificación gremial solo movido por sus apetencias políticas». 

La negociación estaba en marcha, cuando el sector decidió hacer el paro. «El sector agropecuario pide la libertad absoluta de mercado y pagar la menor cantidad de impuestos posibles, eso no es posible, hay que pagar impuestos», aseguró Peretti y agregó que «hay que encontrar la forma para que el mercado interno esté abastecido a precios accesibles para los sectores populares y que lo que sobra se exporte para juntar divisas para nuestro país».

«Hay que urbanizar el debate rural»

El gobierno es el que está disputando el poder a la transnacionales, según expresó Peretti y manifestó que lo que hace falta es conceso popular. «Hay que urbanizar el debate rural. No puede darse intrasector, en un reducido grupo de terratenientes, tecnócratas sin compromiso social que discutan sobre el uso y tenencia de la tierra. Tiene que ser un debate de los 44 millones de argentinos».  También manifestó que la discusión del precio y la producción de los alimentos «debería ser parte de la discusión paritaria del movimiento obrero argentino».

Desde la agrupación Grito de Alcorta, Peretti sostiene que la historia debe ser un instrumento cotidiano de militancia en el campo nacional y popular, «tiene que ser parte central del debate político porque sirve como antecedente al momento de tomar decisiones» y agregó «que en Argentina no se discuta el latifundio es un triunfo cultural de la derecha terrateniente». El objetivo es hacer un revisionismo a favor del campo nacional y popular.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × tres =